domingo, 16 de marzo de 2014

EL PENSAMIENTO HINDÚ Y LOS CHAKRAS


Para la filosofía y la tradición Hindú el ser humano no es solamente carne y hueso, se compone de diversos elementos o capas, como las de una cebolla, desde la más sólida que sería el cuerpo físico hasta la más sutil que podríamos llamar espíritu, cada una de estas capas se llama kosha o envoltura, cada una de estas  koshas está interrelacionada con las demás capas y con el mundo exterior formando un todo indisoluble e interdependiente.




Estas diferentes capas, envolturas o koshas están atravesadas por los llamados chakras, ¿qué es un chakra?, se pueden definir de forma sencilla como: "Centros de Energía del cuerpo humano". Los mas importantes son 7 y están distribuidos a lo largo de la columna vertebral, desde la coronilla al perineo, aunque eso no quita que haya muchísimos mas chakras secundarios distribuidos por todo el resto del cuerpo.


El nombre es originario de la India, los sabios hindúes, videntes y estudiosos de la naturaleza humana, observaron que cada uno de estos centros de energía tenía el aspecto de una rueda, girando sobre determinadas partes del cuerpo, de allí que  bautizaran a los mismos con la palabra Chakra, que en Sánscrito significa “rueda”.

Estas diversas capas o koshas, junto con los chakras, nos permiten vivir en un continuo intercambio de energías con todas y cada una de las cosas y personas que nos rodean, nosotros emitimos energía y a la vez recibimos energía. Dependiendo de nuestra actitud y de las cosas y personas con las cuales nos relacionamos, así serán las energías que recibiremos y que seremos capaces de dar.

Según dijimos, existen 7 chakras principales:

Los tres primeros (de abajo hacia arriba) son los  relacionados con lo físico y la materia: Muladhara, Svadhistana, Manipura

-         Primer chakra (Muladhara): Asociado con el color rojo y con el elemento tierra, está relacionado con nuestro sustento y nuestra supervivencia, es nuestra conexión con la tierra. Está ubicado en la base de la columna vertebral.
-         Segundo chakra (Svadhisthana): Vibra en color naranja y es el que nos permite abrirnos al fluir de la vida. Su elemento es el agua. Está relacionado con las caderas y los genitales y por consiguiente con la reproducción.
-         Tercer chakra (Manipura): Asociado con el color amarillo, está ubicado en el plexo solar. Sus funciones se relacionan con el sistema digestivo y simbólicamente con el fuego interior de cada uno, algunos dicen que rige las emociones.

En el medio y uniendo materia y espíritu está el chakra del corazón:

-         Cuarto chakra (Anahata): Asociado con los colores verde o rosa, actúa como un punto de conexión y equilibrio entre el mundo físico, al cual pertenecen los tres primeros chakras y la dimensión espiritual, al cual están ligados los tres siguientes. Su elemento es el aire y está relacionado con las vías respiratorias. También se dice que rige los sentimientos.


Los tres chakras superiores son los metafísicos, relacionados con el espíritu: Vishuddha, Ajna, Sahasrara

-         Quinto chakra (Vishuddha): El primer chakra de nuestro ser trascendente está relacionado con la purificación, que nos ayuda a encontrar nuestro camino hacia la conciencia, y con la voz de nuestro espíritu, está en la base del cuello y entre otras cosas rige la comunicación con los demás.
-         Sexto chakra (Ajna): Es de color índigo y su elemento es la luz. Este chakra está localizado en aquel punto que en la tradición india se define como el “tercer ojo”, en la frente, justo entre los ojos, aquel que se define como el contacto con otros niveles de conciencia.
-         Séptimo chakra (Sahasrara): Este es el chakra de la conciencia pura. Por lo general se asocia con el color violeta, aunque su energía es también de color blanco: la más alta vibración y aquella que abarca todos los colores existentes. Está ubicado en la coronilla,  representa la espiritualidad y nuestra conexión con el cielo.

En un próximo post profundizaremos sobre la relación entre chakras, estructuras del cuerpo humano y cristales asociados a los mismos.